Extracto puro de Raspberry Ketone

Quizás ya conozca el Raspberry Ketone por haber oído hablar de él en la prensa o las redes sociales con el término “cetona de frambuesa”. Pero antes de ponerse a comer toneladas de frambuesa para perder peso, es importante saber y comprender que en realidad son los extractos puros de Raspberry Ketone los que le permitirán adelgazar. Este extracto se encuentra únicamente en forma de complemento alimenticio, pero una vez más no todos los complementos son igual de eficaces. Así pues, a continuación le presentamos algunos consejos para consumir extracto puro de cetona de frambuesa en cantidades suficientes para observar efectos interesantes.


¿Qué es el extracto puro de Raspberry Ketone?


Antes de nada nos interesaremos por la propia definición del extracto puro de Raspberry Ketone. El Raspberry Ketone, o cetona de frambuesa, es un componente natural de la fruta del mismo nombre de la que se extrae. Sin embargo, para que la cetona de frambuesa sea realmente eficaz, estos extractos deben ser puros y contener únicamente el producto activo.


Para comprender mejor por qué es complicado extraer el Raspberry Ketone, hay que saber que un kilo de frambuesas de buena calidad sólo permite extraer un miligramo de extracto puro de cetona de frambuesa. De esta forma se comprende mejor que pueda ser difícil adelgazar únicamente consumiendo frambuesas, incluso en grandes cantidades, y que para aprovechar los principios activos adelgazantes de esta fruta es necesario tomar un complemento alimenticio de calidad.


Cómo consumir extracto puro de Raspberry Ketone


Los diferentes estudios llevados a cabo sobre los efectos de la cetona de frambuesa han destacado las acciones adelgazantes de este principio activo, el cual actúa limitando el aumento de peso cuando se ingieren lípidos o grasas. Gracias al Raspberry Ketone, estos lípidos que aporta una alimentación demasiado rica se eliminarían directamente sin que se almacenaran en el tejido adiposo.


Sin embargo, estos estudios también han demostrado que un complemento alimenticio puede ser ineficaz si la concentración de extracto puro de Raspberry Ketone está por debajo de una cierta cantidad. Así pues, es fundamental saber descifrar las etiquetas para comprar un complemento que contenga una dosis suficiente para ser eficaz.


Más concretamente, y para perder peso realmente, sería indispensable consumir cada día una dosis de extractos puros de Raspberry Ketone al menos igual a 1 200 mg. Por supuesto, esta dosis debe tomarse cada día como complemento de una alimentación variada y equilibrada. Lo ideal es también practicar una actividad física moderada para observar los primeros resultados rápidamente.


Por lo tanto deben evitarse los complementos alimenticios que no contengan extracto puro de Raspberry Ketone, porque no le ayudarán de ninguna manera en la pérdida de peso y pueden considerarse como publicidad engañosa.